Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

ACLARACIÓN DE COLOR CON LÁSER

CAUSAS DEL OSCURECIMIENTO DE LA PIEL

El oscurecimiento de la piel es la respuesta natural del cuerpo a la irritación crónica, es decir, a la irritación prolongada. Esta irritación hace que la piel se oscurezca y su capa superior se engrose. La piel puede irritarse constantemente por diversos factores; Estos incluyen la depilación con cera y cuchillas de afeitar, la fricción de la piel debido al peso, el uso excesivo de productos cosméticos, la sudoración excesiva y la irritación causada por la ropa interior. Además, en este caso también son factores importantes la predisposición genética y la estructura de la piel.

TRATAMIENTO ACLARADOR DEL COLOR CON LÁSER

El tratamiento con láser es un método eficaz para eliminar el oscurecimiento de la piel. El tratamiento se realiza mediante el uso de láser fraccionado de dióxido de carbono, que crea un daño microcontrolado en la piel. Como resultado de estos microdaños, el cuerpo envía células de defensa y fibroblastos a la zona dañada para repararla. Al producir colágeno, los fibroblastos favorecen la tensión de la capa inferior de la piel y su renovación, aclarando el color y ganando luminosidad en la capa superior.

LÁSER YAG Y LÁSER FRACCIONAL

Los dos tipos principales de láseres utilizados en la iluminación son el láser YAG y el láser fraccionado. Mientras que el láser YAG actúa sobre la capa superior de la piel y crea un suave efecto de peeling, el láser fraccionado actúa más profundamente e inicia el proceso de curación. Después de cada sesión, el tono de la piel se aclara de medio tono a un tono.

PROCESO DE TRATAMIENTO Y SESIONES

Antes de iniciar el tratamiento se aplica anestesia local en la zona donde se aplicará el láser. Esto permite iniciar el tratamiento con láser después de una espera de 10 a 15 minutos. El tratamiento dura aproximadamente entre 10 y 15 minutos y suele ser indoloro. Después del tratamiento, el paciente puede retomar sus actividades diarias, pero debe evitar bañarse ese mismo día. Se debe evitar la exposición al sol después del tratamiento con láser, ya que esto puede reducir el efecto del tratamiento y provocar que la piel se oscurezca. Las sesiones de tratamiento generalmente se programan con 3 semanas de diferencia y pueden ser necesarias de 6 a 8 sesiones para lograr la luminosidad del color deseada.

El tratamiento aclarador con láser es un método eficaz para aclarar el tono de la piel y mejorar la apariencia general de la piel. Sin embargo, mientras continúen los factores que causan el oscurecimiento de la piel, el oscurecimiento puede reaparecer. Para obtener resultados ideales, es importante eliminar los factores irritantes y completar las sesiones de tratamiento.

El tratamiento aclarador con láser proporciona a la piel un tono más luminoso, uniforme y un aspecto juvenil. Las mejoras logradas después del tratamiento pueden aumentar la confianza en sí mismos y la calidad de vida de los pacientes.